Ir al contenido principal

Entradas

Dama negra

Y, al final, Vale menos Que la opinión ajena, Aquella tan inútil en la vida. Al final, La persona a quien mas confianza le has dado, Es a la que menos le importas. Una pieza de dama, En un juego de ajedrez. Que haces Estorbando en el juego? Tonta pieza de dama negra Queriendo ocupar la casilla E1 En medio del juego de ajedrez, Tu no sirves en este juego. Si no le sirves de torre, Que te hizo creer, Tonta dama, Que podrías ocupar el lugar junto al rey? Vestiste de amigo, compañero, de amor, A un rey al que no le sirves Mas que de peón, Y no te quiere ni de torre. Una pieza de dama negra Pasea en un juego de ajedrez Que haces tu Estorbando aquí?

Podría existir poesía después de Auschwitz?

Esa pregunta Se había marcado en mi mente Hacia ya tantos años Desde entonces Miraba a mi alrededor Me negaba a admitir Que habíamos matado cada verso Buscaba la poesía Escondida en cada esquina Como si fuera un juego en una revista. Caminaba entre cuerpos vacíos Matándose entre si Por sobrevivir en un mundo gris. No podíamos haber matado al amor. Me veía rodeada De niños vestidos de soldados Enfrentando un mundo sin piedad. No podíamos haber matado a la inocencia. Las noches eran tan solitarias Y los días tan largos, Desde que ya nadie contaba estrellas Por estar ocupados Contando billetes. No podíamos haber matado a los sueños. El mundo había enloquecido? Buscaba a la poesía Bajo cada piedra Recitaba a cada estrella Sonreía a cada cansado rostro Que cruzaba mi camino. La guerra había realmente acabado? Busque en cada parque vacío La inocencia perdida De aquellos guerreros Con rostros de niños asustados. Junté de cada estrella Los sueños Que allí

Amigo Viento

Si la amé? amigo mio, solo ella sabe cuánto. Solo ella sabe que tan difícil es vivir sin sus besos, sin su voz. Si me dolió? sentí el infierno arder en mi piel; sentí el viento helarme los huesos, sentí toda mi alma romperse en mil pedazos. Ni aún ella podría contar las lágrimas que derramé, las noches sin dormir, las notas tristes de mi violín. Hoy no esta aqui, y su esencia se perdió, su risa ya nunca más oí. Los Años se han ido bailando frente a mi, el tiempo ha escurrido como arena entre mis dedos y mi cabello, ya blanco, no sienten sus caricias; mi piel, ya arrugada, no siente sus manos; mis labios, ya secos, no sienten sus besos. el tiempo se ha ido, amigo, y yo me apago con el sol, no la he vuelto a ver pero le dejo estas palabras y un ultimo beso, por si tiene usted la suerte que yo no, de ver su rostro otra vez, acaricie por mi su piel, amigo viento, dígale que nunca la olvidé.

Locura

Quería hacerte suspirar Llevarte a la locura Qué debores mi piel Con las ansias de un adolescente, Qué tus manos me acaricien suavemente. Quería llevarte a la locura Verte romper tus límites sentir tus dientes en mi piel Y tu suavidad bajo las yemas de mis dedos Quería llevarte a la locura Oírte suspirar mi nombre Sentir las marcas de mis uñas sobre ti Y tu calor arrimandose a mi Quería hacerte enloquecer Sentir como tú piel Se erizaba Bajo mis caricias Quería hacerte enloquecer Y que mi perfume Quedé impregnado En todo tu cuerpo Quería hacerte enloquecer Y que jamás olvides mis caricias, Mis dedos jugando en tu cabello, Mis labios besando tu cuello Quería hacerte enloquecer Qué al llevarte a la locura Me arrastrarlas a enloquecer A mí también.

Jaula

Cerrada. Las ventanas Cerradas otra vez. La puerta Con una vuelta de llave. Abrí las pesadas cortinas: Luz del día Y un enorme muro Justo frente a mí ventana. Estaba encerrada, Otra vez. Sola, Otra vez. ¿Qué habia Detrás de ese muro? Intento abrir la puerta Pero la llave se rompe, Rompí los vidrios, Pero las ventanas tienen rejas. Quiero salir. Necesito salir, Pero estoy encerrada. Tortura. Haber nacido en libertad Y estar ahora tan encerrada. Ya no hay aroma a las flores de primavera, Ni había sentido el frío viento Del invierno. No habían hojas secas Este otoño para jugar. Encierro. Soledad.

Palabras

Se cruzan Entrelazan palabras De hoy, de ayer, De aquella madrugada. ¿Qué dicen? No se, Me llaman. Palabras cruzadas, Ideas voladas. Cruces, picos, montañas Con tonos de verde y naranjas. Dibujan, Diagrama. Ideas, palabras. Se cruzan, Entrelazan. Me llaman. Sus ojos, Sus labios, Su nariz dibujada; Sus tonos de grises, Sus palabras calladas.

Qué es?

¿Qué es lo que quiero? ¿Por qué es que lo quiero? ¿Desde cuándo lo quiero? Y ¿Por qué no lo tengo? ¿Por qué lo quiero? Si no sé lo que quiero ¿Cómo sé yo que quiero Eso que no tengo? ¿Qué es lo que quiero? Si ya todo tengo Menos eso que quiero Que ni yo sé que quiero. ¿Qué es lo que quiero? Tus labios no quiero. Tus ojos ya tengo, Me miran y esquivan, Jugando a escondernos. ¿Qué es lo que quiero? Que aún no lo tengo O quizá sí lo tengo Y aún no lo veo. ¿Qué es lo que quiero? ¿Por qué es que lo quiero? Si ya todo tengo, Y ni sé lo que quiero.

Lógica

Era de tarde, Era primavera, Era diciembre Y nevaba. Festejábamos la pascua, Yo atea y tú musulmana. Porque fuera de esta sala, Lejos de este sofá O tras la chimenea Poco importaba lo que pasará Era Halloween En mayo, Y en otoño nunca llovía. Nos cubríamos con la frazada Porque hacian 40grados de calor Y tomábamos el té Con un tenedor. Porque cruzando el portal La lógica del mundo No importaba. Tomábamos jugo de papas Y comíamos sopa de naranjas. Odiábamos al amor Y amábamos amarnos. Porque nada entre estas cuatro paredes Tenía sentido. Estábamos en el país del nunca jamás, El tiempo por aquí aqui jamás corría. Estábamos en Narnia Y a veces, cruzábamos el espejo de Alicia. Caminábamos entre estrellas Y teníamos un lago en el techo. El sofá era un barco pirata Y navegábamos entre nubes. Porque aquí dentro Nada importaba, El mundo dejaba de girar Y allí afuera Todo se deshacía en pedazos Pero aquí dentro Caminábamos entre calles y castillos, Entr

Mar y paz

El agua se movía lenta, Con el frío viento de invierno. Las piedras húmedas saludaban desde abajo. Desde la cima de la más alta Se veía a las olas romper contra ellas. Un avecilla se posaba sobre a la orilla mojando sus delicadas patas. Unos niños hacían saltar piedritas sobre el agua. Risas. Puras. Inocentes. Un cigarrillo. Una pareja jurandose amor. Un niño llorando, Su piedrita no salto lo suficiente. Bajé a una piedra húmeda, Me quite las botas, Dejé caer mis pies Y las olas me acarician. "A través de los pies Purificamos el alma" Decían cuando era niña. Hoy las olas Lavaban mis pies, Me limpiaban el alma Y se llevaban los granitos de arena que me raspaban dentro de los zapatos. Dos niñas saltaban las olas Contando de siete en siete Para la buena suerte, Yo ya había llegado a las veintisiete Lavando mis pies, Limpiando las heridas De tanto caminar. Poco a poco las olas van subiendo, Mojan mis rodillas Y la número sesenta y tres ya moj

La noche llego

La noche había llegado a mi ventana Las estrellas me observaban silenciosas. La noche había llegado a mi cama Y me había encontrado completamente sola. La soledad volvía a invadir mi cuarto Y me invitaba un vaso de whiskey. Jamás me había gustado Tomar estando sola Siempre pensé Que tuviera un aura depresivo. Y sin embargo aqui estaba Tomando un whiskey Servido por la soledad, Comprendiendo la diferencia Entre "depresivo" y "melancólico" Aqui estaba Con mi cuaderno en frente Y una botella a mi costado Hablándole a la soledad. Le contaba de ti, de mi, Y de la vida; De mis errores, de las derrotas Y tambien de las victorias. Le contaba de la última vez Que me robaron un abrazo, De las pocas veces que regalé uno de esos Y las tantas que negué necesitarlo. Aqui estaba Terminando otra página, Otro vaso o un suspiro más, Quien sabe... Aqui estaba Y la noche me había atrapado En la cama y con brahms Sonando de fondo. Si, La noche me h

Un Martes

Comencé a escribirte un martes A contar tus pecas Y detallar tus manos Comencé a escribirte un martes A describir la curva de tu cintura Y la suavidad de tus cabellos Un miércoles escribí Sobre tu manera de tomar el té Cada tarde junto a la ventana El miércoles también escribí Sobre aquella taza de gatitos Y los tres terrones de azucar que le pones al té El jueves escribí Sobre tu delicada forma de fumar Siempre con la izquierda y en pequeñas bocanadas El viernes pensé terminar Escribiendo sobre tus manías De hacer todo en números impares De combinar los anillos por colores De lustrar tus botas siempre antes de salir Sin importar lo tarde que llegues El sábado escribí Sobre tus mil y un aromas Tu colección de perfumes y esencias Tus suaves cremas y colonias Y de los cambiantes floreros Tan pomposos y perfumados El domingo te dediqué un café Y tu postre favorito Mientras Sabina me recordaba "tus zapatitos de tacón" El lunes me entró el

Juguemos

Y aqui estabamos Haciéndonos daño Una vez mas Cada uno en su lugar El vodka había recuperado El gusto amargo De aquella tarde En nuestra despedida El café se había enfriado Y las tostadas se habían secado Y seguíamos aqui, en esta mesa Que era más un campo de batalla Cada palabra Detonaba una bomba Y por cada bomba Había un beso esperándonls Éramos veneno y antídoto Mezclados en la misma copa El amor y el odio Conviviendo en la misma habitación Aqui estábamos Jugando a amarnos, Jugando a odiarnos... Aqui estábamos, hiriéndonos...

Aun Hoy

Aun hoy Soñaba con tus besos Esos que endulzaban El amargo café de mis labios Aun hoy Oía la melodía de tu voz Esa que alegraba El más tristes de mis acordes Aun hoy Guardaba aquellas locuras Con las que acompañabas Mis solitarias historias Aun hoy Sirvo dos tazas de café Por si alguna mañana Vuelves a despertar a mi lado Aun hoy Preparo struddel cada fin de semana Por si un solitario domingo Se te antoja un postre Aun hoy Te espero Sabiendo que no vendrás Aun hoy Me miento Diciendo que esta tarde aparecerás

Margaritas

Sembré un campo de margaritas Mas hoy ninguna tiene pétalos Las mariposas Ya no pasan por mi casa Están enojadas Por los pétalos arrancados Recriminan mi insistencia En saber si aún me quieres Dicen que te has ido Y que ya no volverás Dicen que sonríes todas las mañanas Y ya no suspiras antes de dormir Yo insistí en lo que prometiste, Prometiste no olvidarme Juraste que era especial Añadieron que ya no preguntas por mí Y tus sábanas olvidaron el olor de mi piel Que tu almohada ya no encierra El sonido de nuestros gemidos, insistí y les mostré tu carta Aquella que me diste cuando me fui Aun tenía tu perfume, Pero ya no hay margaritas en mi jardín Y las mariposas ya no me visitan Solo me resta Preguntar a la luna sobre ti Será que aún piensas en mí?

Cómo explico?

Cómo le explico a Sabina Que nunca desnudé Más que tu cuerpo? Que jamás hubo nada Más que un café Esperándonos fuera de mi cama Cómo les explico A  los poetas nocturnos Que jamás vi tu rostro en las estrellas? Que era mil veces mejor Besar tus pechos Que contar tus lunares Cómo les explico, queridos lectores, Lo que decía Joaquín “…un rato cada día Te engañaría con cualquiera Te cambiaria  por cualquiera” Que lo único compatible, Cariño, Eran nuestros gemidos Cómo explico, Ángel mío, Que jamás conocí tus lágrimas Ni el dulce sonido De tu voz Al decir “Mi amor” Cómo les digo Que jamás conocí Tu viejo pijama Ni tus graciosas Medias de invierno Color arcoíris Jamás conocí Tu poesía favorita Ni tu música de la infancia Cómo te digo Cuantos suspiros callé Al verte vestirte lento Arreglar tu cabello Atarlo en una cola de caballo Y abrocharte las botas Cómo te explico, mi cielo

Sonrie

Y em tantos años de soledad Recordé que puede haber felicidad. Y, entre tanta oscuridad Tu mirada me alumbró una vez más. Tu inocencia infantil Me recordó Cuentos de hadas y princesas Donde no importa el problema Hay siempre una sonrisa al final. Sonríeme a mi! Alumbra mi camino una vez más Alumbra mi vida con tu mirar Sácame de esta oscuridad. No duermo hace ya tantos años Acomódate en mis brazos Y abrázame muy fuerte Antes que vuelva  a perderte. Estas pesadillas Me atormentan Hace ya tantos años Esos gritos en mi cabeza No paran. Vuelve a mi Cura mis heridas Y sonríe con tu dulce inocencia. Sonríeme una última vez Antes que deba partir Sonríe solo para mi... Antes que deba partir

El tiempo

El tiempo pasa y no lo vemos El reloj se adelanta El calendario se deshoja Y cuando nos demos cuenta Ni tú serás tú, ni yo seré yo Serás otra versión de ti Quizás mejor o quizás peor. El tiempo pasa Y yo no seré más yo Quizás no sea mejor Pero prometo ser Mi mayor esfuerzo. Y hasta este bar ya no será igual, Quizás ni si quiera este en este lugar Quizás tú ya no estés para comprobar si sigue acá. El reloj ha andado Y la cerveza que comenzamos ya es la tercera Y la luna bajo la que hablábamos ya es casi un sol y el calendario ya ha perdido otra hoja y nos guste o no ya no quedó un nosotros en aquel sol. El tiempo ya ha pasado Y tú ya no estas a mi lado

no entiendes

Sé que no entiendes Cuando intento responderte Y sé que no ayudan a que entiendes Mis confusas respuestas Pero hay dolores que queman Muy dentro de mi alma Que son inexplicables A quien no los conoce Sé que ves mis ojos brillantes Al oír una música o frase Y no consigues entender El por qué Sé que no entiendes Porque aguanto las lágrimas No comprendes Por qué debo ser así Fríamente desconfiada, Infantilmente fuerte. Sé que no comprendes Y yo capaz no pueda explicarte Pero solo abrázame Y finge que no sientes Mis lágrimas en tu camisa, Que no me sientes sollozar como niña, Finge que no quieras hacerme preguntas Que no quieres comprender Este dolor que oprime mi pecho.

Viento y Fuego

Entonces, me di cuenta, lo vi tan claro como una mañana de verano tu eras viento y yo el fuego yo era el fuego con poder de destruir de quemar pero dejándose manejar tú, cariño eras el viento tan bellamente libre, tan impredecible si, cariño tú siempre has sido el viento yo jamás podría controlar tu hermosa libertad pero tú... tú podrías haberme extinto de un solo, simple soplido tú, con esa mirada inocente, casi asustada, con esas suaves, tímidas caricias tú, cariño has tenido siempre el control y yo? un demente soñador... un rehén, un simple loco quien se creia dueño del manicomio

Vida

Al final Que ES La vida? Una ilusión? Un estado medico? Es el ritmo de tu corazón? Es la sangre? Es el aire? Puedo un muerto vivir? Puedo un vivo no hacerlo? Antes de vivir Ya estamos vivos. Y antes de morir Ya podemos haber muerto Entonces qué es morir? Que tu corazón deje de latir? Dejar de respirar? Pero ante todo: Estás tú realmente vivo, O apenas vives?

Imperfecta

Entonces entraste Con ese desarreglo de rulos Y desentonando del resto Que eran a tu lado, Solo eso, resto Pero nada de esto parecía importarte Tan perdida ibas en tu mundo Tan libre y natural Como amanecer de un domingo En un frio invierno Tan hermoso imperfecto Visible ante mis ojos. Pero no quise hablarte, No quería verte reír No quería conocerte, Tan solo observarte Tan lejos, Tan distinta a los demás, Tan diferente a mí Y tan parecida a la vez A mis desordenes. Peor no quería conversar, Ni salir a caminar Apenas observar, Admirar esa naturalidad Ser expresada Con tanta libertad